Los laxantes naturales que debes conocer

El estreñimiento y la ausencia del movimiento intestinal se manifiestan en la dificultad para evacuar y eliminar las toxinas en el cuerpo, puede ser un problema doloroso e incómodo, para aliviarlo conviene el uso de los laxantes.

Al respecto, se suelen recomendar los fármacos, pero estos pueden tener ciertas contraindicaciones. Así que resulta mejor optar por los laxantes de origen natural, estos son más rápidos y efectivos, se trata de alimentos que además son deliciosos y algunas plantas.

Tipos de laxantes naturales

Estos se pueden clasificar según la forma en la que actúan, son:

●     Estimulantes: actúan sobre los músculos del intestino, provocan movimientos para la evacuación con un efecto de 8 horas.

●     Mecánicos: es más rápido que el anterior, posee fibras que retienen el agua y así logran hidratar las paredes del intestino.

●     Osmóticos: aumentan la cantidad de agua en el intestino, así que hacen que las heces se ablanden y se evacúen con facilidad.

Los laxantes más rápidos y efectivos

  • Ciruelas secas: además de que facilitan el movimiento intestinal, tienen nutrientes. Se deben poner 6 en una taza y media de agua hirviendo, luego se tapan y se dejan toda la noche en remojo. Al día siguiente se agrega una cucharada de miel, se toma el agua y se comen las ciruelas.
  • Jugo de manzana: ayuda a la regularidad de la función en los intestinos, se mezcla media taza con otra de aceite de oliva y se toma antes de dormir.

●     Jugo de uva con linaza: se agrega una cucharada de linaza en polvo a medio vaso de jugo de uva y se consume en ayunas.

●     Aloe vera: se vierte el cristal en agua hervida y se deja en un frasco, se consume un par de tazas a la semana.

Otros alimentos con poderes laxantes

El vinagre de sidra de manzana tiene pectina que estimula la acción de los intestinos, el tomate mejora el tracto intestinal y tiene antioxidantes contra el cáncer de colon. Las semillas crudas como los piñones y las almendras mejoran la digestión. Los aceites omega 3 lubrican las paredes del intestino y favorecen la evacuación.

La zanahoria tiene que pectina, la cual estimula las contracciones intestinales, la cebolla tiene ácido fólico, vitaminas, potasio y fibras que regulan los intestinos, así como el brócoli y el coliflor. Si se trata de frutas, nada mejor que los plátanos, el aguacate, las moras, fresas y arándanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *